Junta General Ordinaria 2024

MAPFRE
Madrid 1,962 EUR 0,01 (0,62 %)
Madrid 1,962 EUR 0,01 (0,62 %)

SOSTENIBILIDAD| 03.07.2023

Movilidad de última milla: el reto de ser más rápido y sostenible

Thumbnail user

A medida que más personas compran cada día más productos a través de Internet, la necesidad de entregar estos pedidos de manera rápida y eficiente a los clientes se ha vuelto crucial. De hecho, asociamos el concepto ecommerce a la inmediatez. 

Internet pone a nuestra disposición infinitos catálogos de productos  alrededor del mundo que te permiten conseguir lo que desees, y desde donde lo desees, en 24 o 48 horas. Pero, ¿qué impacto tienen todas estas entregas en nuestras ciudades y nuestro planeta?

¿Qué es la logística de última milla?

El proceso que sigue tu pedido desde que haces clic en “añadir al carrito” hasta que llega el repartidor a tu domicilio no es sencillo, aunque sí muy rápido. Primero deben confirmar tu pedido en el almacén principal, posteriormente proceden al embalaje y se envía al centro de distribución de tu zona. Una vez llega al punto logístico más cerca de ti, un repartidor se encarga de llevarlo a su destino final.  Ahí es donde entra en acción el concepto americano de last mile (movilidad de última milla), que pretende optimizar el paso final hasta que el producto llega  a tu hogar.

Es la etapa final de la cadena logística y abarca la distancia más corta entre el centro logístico de tu zona y tu casa.

Beneficios de la optimización de la movilidad de última milla

La movilidad de última milla sostenible puede tener un impacto positivo tanto en el medio ambiente como en la calidad de vida de las personas. Estos son los principales:

  1. Reducción de emisiones: Al utilizar vehículos más eficientes y sostenibles, como coches o furgonetas eléctricas, bicicletas, scooters y otros vehículos de reparto eléctricos, se pueden reducir las emisiones de gases de efecto invernadero y la contaminación. Estos vehículos producen menos o ninguna emisión de escape en comparación con los vehículos de combustión interna, lo que contribuye a la mitigación del cambio climático y la mejora de la calidad del aire en las zonas urbanas.
  1. Menor congestión de tráfico: Puede ayudar a reducir la congestión del tráfico al utilizar vehículos más pequeños y ágiles que ocupan menos espacio en la carretera. Esto puede tener un impacto positivo en la fluidez del tráfico, reducir los tiempos de viaje y disminuir la necesidad de construir nuevas infraestructuras de transporte.
  1. Optimización de rutas y entregas: Al utilizar tecnologías de planificación y seguimiento, es posible optimizar las rutas de entrega, reduciendo así la distancia recorrida y el número de vehículos necesarios. Esto conlleva una reducción en el consumo de combustible y las emisiones, así como un uso más eficiente de los recursos.

¿Cómo se aplica la logística de última milla?

El objetivo principal de la movilidad o logística de última milla es optimizar la entrega de productos o servicios, minimizando los costes, reduciendo los tiempos de entrega y mejorando la experiencia del cliente. Para lograrlo, las empresas y las ciudades están adoptando diversas estrategias, como la optimización de rutas, el uso de tecnología avanzada de seguimiento y planificación y la implementación de vehículos más sostenibles y amigables con el medio ambiente.

Uso de vehículos especiales:

Rutas y planificación optimizadas: Utilizando algoritmos y software de planificación de rutas, se pueden optimizar las rutas de entrega para minimizar la distancia recorrida y el tiempo empleado. Esto ayuda a reducir los costes de combustible y mejora la puntualidad de las entregas.

Centros de distribución urbanos: Establecer centros de distribución más cercanos a las áreas de mayor concentración de clientes permite reducir la distancia total de entrega. Estos centros pueden ser más pequeños y estar estratégicamente ubicados para agilizar la movilidad de última milla.

Uso de tecnología de seguimiento y notificaciones: Proporcionar a los clientes información en tiempo real sobre el estado de su entrega como el seguimiento del paquete puede mejorar la experiencia del cliente y reducir la ansiedad relacionada con la espera. Además, las notificaciones por mensaje de texto o correo electrónico pueden alertar al cliente sobre la llegada inminente del paquete.

Colaboración con servicios de entrega: Las empresas de comercio electrónico pueden asociarse con servicios de entrega existentes, como empresas de mensajería o servicios de transporte compartido, para aprovechar su infraestructura y capacidad de entrega.

Uso de opciones de entrega flexibles: Ofrecer opciones de entrega flexibles, como la entrega en horarios específicos o en puntos de recogida convenientes, permite a los clientes elegir la opción que mejor se adapte a sus necesidades. Esto puede reducir los intentos fallidos de entrega y mejorar la satisfacción del cliente.

Adopción de soluciones de micrologística: Las soluciones de micrologística, como casilleros de entrega automatizados o puntos de recogida en tiendas físicas, pueden simplificar y agilizar la entrega de paquetes. Los clientes pueden recoger sus pedidos en ubicaciones cercanas a su hogar o lugar de trabajo, ahorrando tiempo y reduciendo la dependencia de la entrega puerta a puerta.

Estos beneficios demuestran cómo la movilidad de última milla sostenible puede tener un impacto positivo tanto en el medio ambiente como en la calidad de vida de las personas, al reducir la contaminación, mejorar la eficiencia logística y promover la transición hacia un modelo más sostenible de transporte y entrega de productos.

Desde MAPFRE Open Innovation y nuestro centro CESVIMAP,abordamos la movilidad conectada, autónoma, compartida y eléctrica gracias al desarrollo, experimentación e implantación de soluciones innovadoras no sólo en movilidad, sino que ayuden a MAPFRE a transformar el sector asegurador.

 

ARTÍCULOS RELACIONADOS: