Madrid 1,76 EUR -0,07 (-3,83 %)
ZoomTalento Prensa

5
continentes

 

34.000
empleados

Asumimos la parte que nos toca en el desarrollo sostenible

Trabajamos con el conocimiento y la reflexión para crear debate público

Apostamos por la comunicación clara y transparente

M

SOSTENIBILIDAD | 31.05.2021

Laura Fernández: “La tecnología es como cualquier otro estudio, es cuestión de querer aprender”

Marta Villalba

Marta Villalba

Laura Fernández (Barcelona, 1986) iba para realizadora de cine, pero el emprendimiento, la tecnología y la educación se cruzaron en su camino. Tras observar una profunda brecha de género y llevar a cabo un exitoso experimento-taller tecnológico solo para mujeres, hace tres años cofundó allWomen Academy, el primer campus en Ciencia de Datos, Gestión de Productos y Diseño UX/UI por y para mujeres.

Se trata de una iniciativa que quiere derribar obstáculos y eliminar estereotipos en lo que se refiere a mujer y tecnología. Las cifras de la UNESCO revelan que solo el 35 % de los estudiantes matriculados en las carreras vinculadas a las materias STEM en la educación superior son mujeres.

“Cuando una mujer se planteaba estudiar una carrera de tecnología, decía ‘no es para mí o será un entorno masculinizado o es muy difícil o es algo muy de nerds y qué pinto yo aquí’. Hemos querido quitar todas esas barreras, crear un espacio para sentirse empoderada, donde construir una comunidad y relaciones profesionales con otras mujeres para, por fin, demostrarnos que la tecnología es como cualquier otro estudio, es cuestión de querer aprender”, subraya Laura Fernández.

En un principio planteada de forma presencial, la pandemia ha cambiado la dinámica de este centro educativo específico para féminas hacia la formación virtual. Dice Laura Fernández que el todo online les permite tener alumnas de cualquier parte del mundo y al final esto también “aporta riqueza al modelo”.

En allWomen Academy se han formado hasta ahora casi doscientas alumnas, la mayoría con edades entre los 25 y los 38 años. Unas sin experiencia laboral y otras con ella, las cuales ven la oportunidad de actualizarse y de cambiar de sector con herramientas y disciplinas tecnológicas y digitales. Todas las materias se imparten en inglés.

En esta escuela virtual han estudiado chicas de todas las nacionalidades europeas y también de Estados Unidos e incluso una de India. “Lo interesante es que vienen de todos los sectores, desde finanzas a diseño, arquitectura, periodismo o marketing. Ven que añadir esa capa tecnológica a su perfil original aporta valor y les permite subir de nivel en su recorrido profesional”.

Si bien estudiar un grado aporta ventajas para luego especializarse en allWomen Academy, “no importa si no vienes de tecnología, lo puedes aprender. Al final es ponerle tiempo y esfuerzo y todo es posible”. Y no solo se aprenden competencias técnicas, también las habilidades interpersonales o soft skills. A lo largo del curso desarrollan varios proyectos y, de forma tangencial, trabajan “la confianza, la oratoria, la persuasión, la analítica, la exposición y sintetización y el trabajo en equipo”.

Para la CEO de esta singular academia, uno de los grandes problemas para avanzar hacia la paridad de género en las carreras técnicas es que los roles femenino y masculino están muy definidos. “Los referentes femeninos en ciencia y tecnología no son visibles en los libros de texto. Otro error es pensar que la tecnología es complicada y decir no voy a poder aprenderla. Hay que desmontar esto. Un ingeniero no nació siendo ingeniero, lo aprendió, tenemos la misma capacidad de aprender”.

Laura Fernández resalta la importancia de lo digital, por ser un sector de presente y de futuro.  “Está moviendo la economía y es importante que las mujeres nos posicionemos en industrias potentes que nos puedan generar oportunidades profesionales relevantes”. Más cuando la demanda de profesionales de TI (Tecnologías de la Información) supera a la oferta: la Comisión Europea estimó en 2019 que medio millón de empleos relacionados con las nuevas tecnologías no se cubrirían en 2020 en la Unión Europea.

Aquí van algunas pistas sobre cuáles son esas profesiones con más futuro que nos da la CEO de allWomen: “Lo que tenga que ver con análisis de datos, cada vez más porque estamos recopilando datos sin parar. El desarrollo de software, porque para cualquier cosa necesitamos gente que esté desarrollando esos productos. Todo lo relacionado con ciberseguridad, ya que al final todo está superconectado. Y todo lo referente a experiencia de usuario y usuaria”.

La responsable de allWomen Academy se muestra positiva en cuanto a que se nota el esfuerzo de las empresas por salvar la brecha de género. Sin embargo, piensa que se han consolidado unos equipos que no son diversos. Algo en lo que ella y su equipo trabajan a través de la formación y creando un círculo para poder mejorar estos números y esta realidad. Ve “superimportante, urgente y relevante que haya diversidad y paridad, porque todos vamos a aportar visiones distintas, desde nuestro punto de vista más personal hasta como parte de un colectivo.”

Entre los próximos retos de la cofundadora de allWomen Academy se encuentra generar una mayor comunidad y trabajar en accesibilidad para que sea lo más inclusiva posible y que todas las mujeres que quieran formarse puedan hacerlo. Anima a las niñas y mujeres a estudiar en carreras tecnológicas no solo “como reto personal e intelectual”, también porque es un “sector de futuro superemocionante, se están construyendo e ideando un montón de cosas que aún no imaginamos, supercreativo y conectado a la realidad y a lo social.”